SERVICIOS QUIRÚRGICOS

Cirugía de la Foveosquisis Miópica

CIRUGÍA DE LA CORIORRETINOPATÍA MIÓPICA
  • El ojo miope es largo y con protrusiones de su pared próximas al nervio óptico (estafilomas). Esta condición hace que la retina del miope tenga que cubrir un área macular más extensa y deprimida. Además el vítreo del miope pese a desprenderse de una manera precoz de la retina (DVP), suele dejar capas del mismo adherido a la superficie de la retina (vitreosquisis) que generan una tracción tangencial que tiende a separar la retina del epitelio pigmentario de la retina.
  • La tracción del vítreo y el estafiloma favorecen que la retina del miope se vaya estirando en la parte central (foveosquisis). Este estiramiento puede llegar a separar la parte central de la mácula (fóvea) de la retina (agujero macular externo) e incluso a abrir la retina en la fóvea dando un agujero macular completo. El agujero macular en el miope magno tiene riesgo de desprendimiento de retina total.
  • La foveosquisis origina pérdida de visión progresiva en el el paciente miope.
  • Cuando el paciente con foveosquisis refiere pérdida progresiva de visión o cuando se observan indicios de agujero macular externo está indicado realizar una vitrectomía con pelado de las capas de vítreo de la superficie de la retina (vitreosquisis) y de la membrana limitante interna (MLI). La extracción de la MLI aumenta la elasticidad de la retina favoreciendo su aplicación sobre el estafiloma posterior. En este procedimiento preservamos el área de la MLI que cubre la fóvea para minimizar el riesgo de agujero macular.

  • El pronóstico del paciente con foveosquisis que requiere cirugía es bueno, permitiendo a la mayoría de pacientes evitar la progresión de la patología y recuperar agudeza visual.


Videos relacionados:

X